Restaurantes recomendados

Mi no-donación de sangre por haber viajado a Argentina.

En un impulso altruista decidí ir a donar sangre y compartir esta hazaña con mi hijo.

Siempre he sido partidaria de predicar con el ejemplo y esta ocasión era ideal, el día anterior leímos juntos por Internet en que consistía, para que servía este gesto, cuales eran los requisitos para ser donantes, etc.

 La verdad es que
él estaba muy ilusionado aunque decía en su inocencia que sino era un CAP (un centro sanitario convencional) él no lo veía seguro, pero aún así allá fuimos, a la sala Ecus del pueblo, sala de usos múltiples donde venía el equipo de la Generalitat a hacer las extracciones.

Hacía tiempo que quería ser donante puesto que según yo tengo un buen perfil para serlo.

-Soy joven, tengo 31 años.
-Soy sana.
-No fumo (nunca fumé).
-No bebo alcohol .
-No tengo tatuajes.
-No tengo ni tuve piercings.
-Hago mis revisiones anuales médicas puntuales y completas.
-Como sano.
-Bebo mas de 2 litros de agua al día (algunos  hasta 3,5 l)
-Hago deporte, 3 o 4 veces a la semana.
-No me someto a acupuntura.
-No tomo medicamentos habitualmente.
-No había tenido malestares  ni acudido al dentista dos semanas antes.
-No recibí nunca vacuna días anteriores (las tengo a todas al día).
-No estuve en contacto con ninguna persona con enfermedad infecciosa/contagiosa.
-No me hospitalice ni hace días ni nunca, jamás me operaron de nada.
-Nunca he sido excluida como donante.
-No padezco ni he padecido enfermedades graves o crónicas (Gracias a Dios, toco madera).

Pero... y aquí viene la cuestión:

Viajé a Argentina hace 1 año, estuve 20 días en Córdoba de vacaciones visitando a mi familia.

En la entrevista con el médico previa a la extracción me preguntó:
Primero si había estado en Brasil, pensé que al ser más tropical podría afectarme, y como la respuesta fue un no, creía que quedaba en condiciones de ser donante.

Segundo, si había estado en el norte de Argentina, y no, no había estado pero me dolió un poco que a mis compatriotas estén en el ojo de mira, entendí que tenía prioridad la seguridad.

La doctora no tenía claro si estaba o no en condiciones optimas de ser donante de sangre, dijo que no tenía una maleta para consultarlo así que llamó por teléfono para asegurarse, y le confirmaron que:

Para ser donante debería pasar 3 años sin ir a Argentina (y a otros países, claro).
Mi hijo no entendía nada, pero recogía información de mi cara para indignarse conmigo.

Evidentemente, se cerraba mi puerta de altruismo hacia esta causa, ojala nunca pudiera ser donante de sangre por ir a Argentina. Le dije a la Dra. "pues bueno, entonces ya sé que jamás podré ser donante, espero no tener que estar nunca sin ir a mi país durante tanto tiempo". Duda despejada y a otra cosa mariposa.

Mientras pronunciaba esa frase miraba a Àlex, y pensaba en mis sobrinos e hijos de mis amigas de Argentina. Mi hijo esta bajo un tratamiento de 4 años que consta de la inhalación de un spray diario + una vacuna mensual + controles de cada 6 meses + pruebas varias para su patología (crónica y llevadera que padece) y mis sobrinos están como una rosa y mas fuertes que el vinagre. A parte de eso cuando me hijo viaja a mi país sus problemas de piel desaparecen, y es muy raro que se ponga malo. Cuando aquí la dermatitis por contaminación atmosférica (entre otros) le afecta por suerte cada vez menos, entonces... que me esta contando esta señora? que si, que Argentina es un país subdesarrollado, que seguro que existe mas riesgo de enfermedades infecciosas/contagiosas o lo que quieran pero, no ponía eso en la web que me leí al detalle antes de presentarme a la extracción, había otra información, posiblemente no actualizada (muy mal por parte de ellos) Esto decía respondiendo a la pregunta ¿Por qué no puedo donar sangre si he visitado determinados países? Clic para ver la info


DONANTE DE MÉDULA.

Una de las causas que me llevaron a intentar donar sangre era que en la misma extracción podían tomar una muestra para poder donar médula. En cada campaña que veo me lo planteo, me empapé hace tiempo de información sobre el tema y lo tenía claro. Cada caso que veo pienso que podría ser para Álex, para mis sobrinos, o alguien de mi familia, o para amigos y me convenzo.

En la misma llamada por teléfono la médico preguntó si yo podría ser donante de médula,y como perdonándome la vida me dijo que quizás me llamaban de aquí a 10 años, si es que me llamaban. Pero ya me sentí rechazada. y deje el formulario relleno en el bolso hasta nuevo aviso. 

Conclusiones de mi hijo de 8 años:

☻ "Los niños que necesitan la sangre hubiesen querido tu sangre"
☻ "No le daremos sangre a nadie, preferimos ir a ver a los tíos y a los primos"
☻ "Te dije que el CAP era más seguro"

Conclusiones mías:

☺ "En la web no ponía lo mismo, que poco profesionales"
☺ "Solo fueron 20 días, y ya ha pasado un año"
☺ "¿Me ablandaré y querré volver a intentarlo?"
☺" No quieren que le pegue a la gente el 'che boludo"

Conclusiones al final del día:

Mi hijo me llama "no-donadora de sangre-pringui" (pringui de pringada) jajaja...


                                       La potencia intelectual de un hombre se mide 
                                       por la dosis de humor que es capaz de utilizar.
 
                                                            Friedrich Nietzsche